Compartir

CÁDIZ, 25 (EUROPA PRESS)

Efectivos del Plan Infoca continúan las tareas de extinción del incendio declarado este jueves en arroyo de la Miel, en el término municipal de Algeciras (Cádiz), y que continúa activo. Nueve medios aéreos, cuyo papel se estima “determinante” para sofocar el fuego, se han sumado a los trabajos a primera hora de la mañana y tienen previsto incorporarse dos más.

Fuentes del Infoca han explicado a Europa Press que ya están trabajando en la zona dos aviones anfibios del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, dos helicópteros de gran capacidad, cuatro helicópteros de transporte y extinción y un avión de coordinación. Asimismo, se van a incorporar a las tareas “en breve” dos aviones de carga en tierra.

En cuanto a los medios terrestres, están desplegados en la zona un centenar de efectivos aproximadamente, además de la Unidad de Meteorología y Transmisiones; la unidad médica del dispositivo, que se encuentra en el lugar desde la noche del jueves, y tres camiones contra incendios.

Explican las citadas fuentes que el incendio es “muy dificultoso de atacar por tierra” debido a la orografía del terreno, con bastante pendiente y de difícil acceso, por lo que el papel de los medios aéreos a lo largo de la mañana se estima “determinante”.

El dispositivo para la prevención y extinción de incendios forestales trabaja desde ayer en el control de un incendio forestal declarado a las 22.14 horas en el paraje arroyo de la Miel, en el Parque Natural Los Alcornocales.

Según explica la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio en una nota, este paraje es una “zona recurrente de incendios forestales”. De hecho, el pasado 3 de julio se produjo un siniestro forestal, que sólo calcinó una hectárea gracias a la intervención de una Brigada de Refuerzo (Brica) que regresaba helitransportada a su base después de actuar en otro siniestro. El 30 de agosto de 2013 se declaró otro incendio que afectó a 89 hectáreas.

La causa del fuego la determinará La Brigada de Investigación de Incendios Forestales (BIIF), aunque el dispositivo Infoca adelanta que “no se trata de un hecho natural”, es decir, la mano del hombre está detrás de forma intencionada o negligente.