Compartir

PLASENCIA (CÁCERES), 14 (EUROPA PRESS)

La exalcaldesa de Plasencia Elía María Blanco, y el constructor José Antonio Romero han sido condenados a dos años y medio de prisión e inhabilitación por 18 años por los delitos de fraude y prevaricación.

Así se recoge en la sentencia del conocido como 'caso Plasencia' que se ha dado a conocer este lunes en la localidad cacereña para los siete acusados por los delitos de fraude, prevaricación continuada y tráfico de influencias.

Tantos los ex ediles Francisco Barbancho y Enrique Tornero han sido condenados a dos años y tres meses de prisión por fraude y 17 años de inhabilitación por este delito y prevaricación.

Las penas menores son para Blas Raimundo (1 año de prisión y 7 de inhabilitación), Mónica García (9,5 años de inhabilitación) y Pablo Sánchez del Mazo (8 años de inhabilitación)

Ante esta sentencia cabe recurso de apelación ante la Audiencia Provincial de Cáceres.