Compartir

Como itinerario alternativo, la DGT recomienda la R-4 y la AP-36 (ambas de peaje) para los vehículos que se dirijan hacia Alicante, Murcia y sur de Valencia y la A-2 para los que vayan al norte de la provincia y Castellón, así como la A-23 para los que se vayan en dirección a Teruel.

En la carretera de Burgos, también se registran retenciones de unos 30 kilómetros desde San Sebastián de los Reyes hasta Venturada, por lo que se recomienda como alternativa la autovía de Colmenar.

Otras salidas con problemas son la A4, en la zona de Seseña, Aranjuez y Ocaña, la A-5 en Alcorcón, Móstoles, Mavalcarnero y Valmojado y la A-6 entre Majadahonda y las Rozas, en los túneles de Guadarrama y en San Rafael en Segovia.

En Sevilla, circulación muy complicada la A-49 con 14 kilómetros de retenciones en Sanlúcar la Mayor y la AP-4 en Cabezas de San Juan. En Granada en Acebuches y en Valadolid en la A-6 en Medina del Campo

En Barcelona también se ha complicado la situación sobre todo en la AP-7 con nueve kilómetros a la altura de San Sadurni de Noya y otros seis en la Roca del valles. También se registran complicaciones en varios puntos en Tarragona.