Compartir

MOSCÚ, 26 (Reuters/EP)

El director de la agencia forense rusa que ha analizado muestras del cadáver del fallecido presidente de la Autoridad Palestina Yasir Arafat, Vladimir Uiba, ha asegurado este jueves que el 'rais' falleció por causas naturales y no víctima de un envenenamiento, ha informado la agencia de noticias rusa Interfax.

Las conclusiones de este equipo forense ruso concuerdan con las de los científicos franceses que han concluido este mes de diciembre que Arafat, que falleció en 2004, no murió por envenenamiento con polonio radiactivo.

“Yasir Arafat no murió por los efectos de la radiación sino por causas naturales”, ha afirmado el jefe de la Agencia Federal Biológica-Médica(FMBA), Vladimir Uiba. Arafat falleció a los 75 años de edad en un hospital francés cuatro semanas después de caer enfermo en el complejo presidencial de Ramala (Cisjordania), que se encontraba rodeado por carros de combate israelíes.

La causa oficial de la muerte fue un fallo multiorgánico pero los médicos franceses dijeron entonces que no podían determinar el origen de su enfermedad y el cadáver no fue sometido a autopsia. El pasado mes de noviembre, un equipo de expertos suizos informó de que las pruebas de las muestras tomadas del cuerpo de Arafat eran compatibles con un envenenamiento con polonio.

En noviembre de 2012, expertos forenses suizos, franceses y rusos tomaron muestras del cadáver de Arafat después de que un reportaje de la cadena de televisión Al Yazira mostrara que la ropa del 'rais' presentaba altas cantidades de polonio.