miércoles, 23 septiembre 2020 3:17

El presidente de Sudan del Sur, Kiir, anuncia una ofensiva contra Bor

LONDRES, 23 (EUROPA PRESS)

El presidente sursudanés, Salva Kiir, ha anunciado este lunes ante el Parlamento del país que el Ejército está preparando una ofensiva para tomar la ciudad de Bor, capital del estado de Jonglei y bajo control de los militares sublevados afines al exvicepresidente Riek Machar desde el miércoles. Además, Kiir ha reconocido que el Ejército no tiene el control efectivo de los estados de Jonglei y Unidad.

Kiir ha afirmado que el Ejército está “listo para actuar” y ha asegurado que el contraataque se ha retrasado para facilitar la evacuación de los ciudadanos estadounidenses, informa la cadena británica BBC. En cualquier caso, ha manifestado su disposición al diálogo “siempre que no haya condiciones”.

El propio Kiir ha reconocido que varios altos mandos del Ejército de la etnia nuer de Machar han desertado, por lo que ahora “tiene el control de Jonglei y tiene el control de Unidad”. “Estos son los dos estados que controla. ¿Cuántos estados tenemos. Son diez. Si controlas dos, sigues siendo minoría”, ha argumentado el mandatario sursudanés entre fuertes aplausos de los diputados, según recoge la emisora Radio Tamazuj.

Además de Bor, los leales a Machar también controlan Bentiu, capital del estado de Unidad, según ha reconocido el propio Ejército sursudanés, mientras la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA), una agencia de la ONU, asegura que la violencia se ha extendido ya a cinco de los diez estados que integran Sudán del Sur.

Además, la OCHA estima que hay 62.000 desplazados a causa de los enfrentamientos y que hasta 42.000 personas se han refugiado en las bases de la Misión de Asistencia de Naciones Unidas en la República de Sudán del Sur (UNMISS).

También se ha informado de saqueos de los almacenes de ayuda humanitaria en los estados de Jonglei y Unidad, dos de los estados en los que se está cebando el conflicto. Precisamente proceden de Jonglei los aproximadamente 20.000 desplazados que se han establecido en el condado Awerial, en el estado de Lagos.

ASISTENCIA HUMANITARIA

Este mismo lunes, el coordinador humanitario de la ONU en Sudán del Sur, Toby Lanzer, ha informado de que están prestando asistencia ya a miles de afectados y desplazados, incluidos unos 20.000 civiles que se han refugiado en las dos bases que tienen los 'cascos azules' en Yuba, la capital. Otros 17.000 se han refugiado en la base de los 'cascos azules' en Bor y 7.000 más están en el cuartel de la ciudad de Bentiu, en el estado de Unidad.

“También me preocupan los miles de afectados de la violencia de la semana pasada en otras regiones del país. La situación es particularmente grave en los estados de Jonglei y Unidad, donde miles de civiles han huido de los combates”, ha explicado Lanzer.

La violencia estalló el pasado 15 de diciembre, cuando militares seguidores del exvicepresidente Riek Machar, de etnia nuer, se sublevaron contra el Gobierno del presidente Salva Kiir, de etnia dinka. Kiir destituyó a Machar en julio y le acusa de intentar un golpe de Estado, mientras que éste asegura que Kiir está acabando con todos sus rivales políticos.