Compartir

BARCELONA, 4 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha negado este miércoles en el pleno del Parlamento que el Gobierno catalán proyecte dotarse de unos servicios secretos, después de que el líder de C's, Albert Rivera, haya mostrado un documento con el logotipo de la Generalitat donde el Ejecutivo catalán lo argumenta, según él diputado.

En la sesión de control al Gobierno catalán, Rivera le ha preguntado si puede “explicar qué es la agencia nacional de seguridad de la Generalitat”, y Mas ha respondido que no puede contestar sobre eso porque no existe.

“Puedo contestar sobre cosas que existen, no sobre futuribles –y es un futurible– o sobre quimeras”, ha dicho el presidente.

Rivera ha replicado acusándole de “mentir” en la cámara, ha planteado quién debe dimitir a raíz de esto, y ha exhibido desde su escaño un documento cuya autoría atribuye al Gobierno catalán y en el que, según el diputado, se defiende crear esta agencia.

“Usted ha mentido en esta cámara. Preparan una agencia con el dinero de todos, sin competencias y a escondidas. ¿Quién va a dimitir?”, ha dicho, y considera que la Generalitat pretende atacar la intimidad y la privacidad de los ciudadanos con dinero público y crear una agencia paralela al Centro Nacional de Inteligencia (CNI).

“Este documento existe; es un documento clarísimo”, y, según Rivera, el Gobierno catalán pretende invertir 28 millones de euros en crear esta agencia, más de 11 de ellos en una primera fase, y se destinará a eso más de 300 mossos d'Esquadra.

Tras esta segunda intervención de Rivera, Mas ha asegurado que no miente: “El Gobierno catalán no ha encargado ningún informe” y, además, no se habría gastado en ningún caso ni un euro en estudiar esto.

MAS: SÍ HAY INFORMES “INMORALES”

Mas considera que Rivera debería estar con quienes han tenido que defenderse “ante actuaciones inmorales e ilegales”, después del supuesto informe policial que constataba que el propio Mas tenía cuentas corrientes en paraísos fiscales, y que se difundió en plena campaña de las elecciones catalanes, hace un año.

“Algunos podemos llegar a pensar que en algunas cosas no se sabe si se utilizan los circuitos correctos o no, cuando aparecen informes de la policía que no son verdad; de la policía española, por cierto. Y algunos sobre esto sabemos algo”, ha dicho.