Compartir

PAMPLONA, 29 (EUROPA PRESS)

Los abogados de los cuatro condenados por la Audiencia Nacional por haber lanzado tres tartas a la presidenta del Gobierno de Navarra, Yolanda Barcina, en 2011 en Toulouse, interpondrán un recurso ante el Tribunal Supremo al considerar, entre otros motivos, que “el enjuiciamiento de los hechos relacionados con los tartazos no se ajusta a la legalidad vigente española y el derecho internacional”.

Así lo han expuesto este viernes en rueda de prensa los cuatro condenados Gorka Ovejero, Julio Martín Villanueva, Ibon García Garrido, y Mikel Álvarez, quienes han defendido que “el verdadero atentado es el TAV”.

La Audiencia Nacional ha condenado a dos años de cárcel al que era teniente de alcalde del Ayuntamiento de Arruazu (Navarra), Gorka Ovejero, y a los miembros de la asociación Mugitu! Julio Martín Villanueva e Ibon García Garrido por los tres tartazos. El cuarto acusado, Mikel Álvarez, ha sido condenado a un año de prisión.

Según ha trasladado Mikel Álvarez, los abogados argumentan, entre otras cuestiones, que “la Policía Foral no era competente para investigar unos hechos ocurridos en la localidad de Toulouse, máxime porque los mismos tienen relación con la presidenta de la Comunidad foral, de la cual dependen jerárquicamente”.

Asimismo, los abogados consideran “totalmente desproporcionados y ajenos a la realidad social y jurídica del momento los pronunciamientos condenatorios y la grave penalidad objeto de los mismos, por cuanto los hechos consistieron en un acto de protesta de carácter pacífico”.