Compartir

El responsable de Competencia dice que la integración de reguladores provoca los “problemas típicos” de estas situaciones

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

La nueva Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) pondrá énfasis en la lucha contra los cárteles, pero lo hará con sus puertas “abiertas” a los distintos sectores, ya que la clave es la “prevención y el diálogo”, mientras que la imposición de multas ha de considerarse “un fracaso”.

Así lo ha avanzado el presidente del nuevo superregulador, José María Marín Quemada, en unas jornadas organizadas por el IE Business School acerca precisamente de la nueva CNMC.

“A la nueva CNMC se viene a hablar, a consultar y a establecer diálogo”, y “siempre con esta postura encontrarán todos los sectores las puertas abiertas”. “Los sectores tienen abiertas de par en par las puertas de la nueva CNMC para la prevención, la consulta y el diálogo”, aseguró.

En todo caso, Marín Quemada indicó que el nuevo regulador “tendrá que iniciar expedientes sancionadores e imponer multas”, aunque todos los implicados deben saber que estas penalizaciones son “lo menos imaginativo” que se puede hacer ante el reto de mejorar la competencia.

“Consideramos que eso es un cierto fracaso de todos, del modelo, del mercado y del sistema”, por lo que “es lo que hay que evitar o prever”, afirmó el presidente de la CNMC.

Durante su discurso, Marín Quemada aludió a la importancia de “estar atentos a los fallos de los mercados y también a los fallos de los gobiernos”. “El nuevo organismo solo responde ante el Parlamento” y la misión de su presidente es preservar la independiente y lograr que sea “respetado”, señaló.

Marín Quemada anunció además que “pronto” el regulador dará a conocer sus “objetivos y prioridades”, junto a “las líneas básicas del trabajo para el futuro”. Además, confió en que puede convertirse en una “pieza importante” en la salida de la crisis y “en el proceso de reformas de la economía española”.

DOS PRIMERAS INSPECCIONES.

Durante la jornada, el nuevo director de Competencia de la CNMC, Eduardo Prieto, aseguró que la “lucha 'anticártel'” será la “prioridad” de su departamento, que ya ha realizado dos inspecciones en los últimos días. Prieto no detalló la finalidad de las mismas, aunque el organismo ya ha publicado que investiga empresas de turrón y de cartón ondulado.

Prieto también indicó que la antigua Comisión Nacional de la Competencia (CNC) estaba formada en buena parte por funcionarios, mientras que la Comisión Nacional de la Energía (CNE) y la Comisión del Mercado de Telecomunicaciones (CMT) disponen de “personal laboral con distintas condiciones”.

Esta circunstancia “da lugar a los problemas típicos de cualquier fusión, y en eso estamos”, señaló, sin dar más detalles. Prieto sí consideró que “la vertical entre consejos y direcciones debe tener clara la separación entre instrucción y resoluciones”, y calificó de “desafío” la coordinación entre las distintas salas.