Compartir

MADRID, 15 (EUROPA PRESS)

El Gobierno español está “satisfecho” con la conclusión a la que ha llegado la Comisión Europea (CE) avalando los controles en la Verja de Gibraltar que reforzó España en agosto pasado, pero también con el llamado de Bruselas a Madrid y Londres para que busquen “juntos” la manera de colaborar para luchar contra el contrabando en esa zona.

Así se ha manifestado la vicepresidenta y portavoz del Ejecutivo, Soraya Sáenz de Santamaría, tras la rueda de prensa al término del Consejo de Ministros.

“El Gobierno está satisfecho por cuanto Bruselas ha señalado que no vulneramos ninguna norma comunitaria al establecer los controles en Gibraltar. Por tanto da la razón a España en la manera en que estaba procediendo”, ha señalado Saénz de Santamaría.

Pero la portavoz ha destacado otro “elemento muy importante” del informe publicado por el Ejecutivo comunitario, al pedir “a los Gobiernos de Madrid y Londres, es decir, al Reino Unido y a España que trabajen juntos en medidas contra el contrabando”.

“Impone a ambos Estados, porque las relaciones se dan entre Estados que colaboremos y trabajemos para impedir lo que con esos controles se está buscando, que es luchar contra el contrabando y ponerle freno”, ha añadido.

España no considera a Gibraltar un interlocutor directo válido y se dirige siempre al Reino Unido cuando quiere abordar algún problema específico relacionado con el Peñón. Por eso España ha enterrado el Foro tripartito de Diálogo, que concedía a Gibraltar un estatus similar al de dos países soberanos como España y Reino Unido.