Compartir

DUBAI, 12 (Reuters/EP)

El ministro iraní de Asuntos Exteriores, Javad Zarif, ha declarado este martes que las divisiones entre las potencias occidentales han sido la causa de que las conversaciones de Ginebra sobre el programa nuclear de Irán no concluyeran con un acuerdo.

Zarif ha respondido con sus palabras al secretario de Estado norteamericano, John Kerry, quien durante una rueda de prensa celebrada ayer lunes en Abu Dhabi negó que en las conversaciones de Ginebra se hubieran producido divisiones entre las grandes potencias (“estuvimos unidos el sábado cuando presentamos una propuesta a los iraníes, y los franceses la firmaron, nosotros la firmamos, y todo el mundo se mostró de acuerdo en que es una propuesta justa”) y aseguró que fue la República Islámica la que “podía aceptar en ese momento concreto” el acuerdo propuesto.

“Señor secretario (de Estado), ¿fue Irán la que destrozó la mitad de la propuesta de Estados Unidos el jueves por la noche? ¿Y la que públicamente se manifestó en su contra en la mañana del viernes?”, ha afirmado el ministro iraní a través de Twitter.

“Nada puede cambiar lo que sucedió en el seno del 5+1 en Ginebra entre las 18.00 horas del jueves y las 17.45 del sábado, pero esto puede erosionar aún más la confianza”, ha 'tuiteado' Zarif. “Nosotros seguimos a favor de un compromiso efectivo. La interacción en pie de igualdad es fundamental para conseguir objetivos comunes”, ha añadido.

El grupo 5+1 –las cinco potencias mundiales con derecho a veto en el Consejo de Seguridad de la ONU, Estados Unidos, Rusia, China, Francia y Reino Unidom más Alemania– e Irán celebraron entre el jueves y el sábado unas negociaciones maratonianas que acabaron sin acuerdo sobre el contencioso nuclear iraní, aunque ambas partes anunciaron que se volverían a ver el 20 de noviembre.