Compartir

MADRID, 25 (EUROPA PRESS)

La exministra de Asuntos Exteriores, Trinidad Jiménez, ha reconocido este viernes que no le gustaría haber sido espiada por la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) estadounidense cuando tenía responsabilidades de Gobierno y ha echado en falta una reacción más “contundente” del jefe del Ejecutivo español, Mariano Rajoy, y de la UE en su conjunto.

“La verdad que el Gobierno español no ha dicho nada y me gustaría ver, no sólo en este caso, sino en muchos otros, una posición del Gobierno un poquito más activa”, ha dicho en declaraciones a 'Los Desayunos de TVE' recogidas por Europa Press.

Para Jiménez, esa falta de “contundencia” es “muy del estilo de Rajoy, que no opina casi nunca y lo hace siempre a destiempo”. En este punto, le ha reprochado incluso su falta de reacción inicial a la sentencia del Tribunal de Estrasburgo contra la 'doctrina Parot'. “Dijo una cosa que ni a mí me parecía bien, que estás lloviendo”, ha criticado, reclamándole “un poco más sensibilidad con las víctimas”.

Pero la exministra ha sido también crítica con la reacción europea, porque, después de meses conociendo informaciones sobre espionaje estadounidense a ciudadanos europeos, sólo ha habido cierta reacción “individual y parcelada” cuando la canciller alemana, Angela Merkel; y el presidente francés, François Hollande, han sabido que se espiaron sus teléfonos particulares.

Jiménez ha tachado de “terribles” las informaciones que apuntan a que Estados Unidos espió teléfonos móviles de líderes mundiales “porque es una ruptura de la confianza”. Sin embargo, ha echado en falta “como en otros tantos campos” una reacción unitaria contundente a “un asunto tan grave como es un espionaje masivo” y ha lamentado la “debilidad de liderazgo que hay en estos momentos en la UE”.

En cuanto a la posibilidad de que se rastreasen sus conversaciones cuando fue ministra de Exteriores, ha señalado que “a nadie le gustaría haber sido espiado” y ha admitido que se le ha pasado por la cabeza esa posibilidad desde que se publicaron los 'papeles de Wikileaks'.

CONVERSACIONES “NORMALES” COMO MINISTRA

La que fuera jefa de la diplomacia desde octubre de 2010 hasta el final de 2012 ha asegurado no tener ningún temor, porque sólo tenía conversaciones “normales” como ministra y suele decir “lo mismo en público que en privado”.

No obstante, ha subrayado que debe respetarse la “privacidad y la inviolabilidad” de las comunicaciones y que hay cosas que se dicen en privado y que no tiene por qué trascender, incluso aspectos de las relaciones diplomáticas que hay que mantener “en el ámbito de la discreción”.

'El País' publica este viernes que la Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos (NSA) ha rastreado comunicaciones de miembros del Gobierno español, aunque no precisa quiénes han sido objeto de estos seguimientos, ni cuando se han producido.

'THE GUARDIAN': 35 LÍDERES ESPIADOS

El diario cita fuentes conocedoras de la documentación filtrada por el exanalista de la agencia Edward Snowden. El británico 'The Guardian', que ha publicado todas las filtraciones de Snowden, desveló el jueves que la NSA ha rastreado los móviles de 35 líderes mundiales, basándose en un documento que afirma que un alto responsable estadounidense facilitó a la agencia 200 números de 35 líderes mundiales.

El documento añade que de esos números apenas se obtuvo información de relevancia y que no parecían usarse para “conversaciones sensibles”, pero sirvieron para facilitar el acceso a más números de teléfono.