Compartir

NUEVA YORK, 28 (Reuters/EP)

El ministro de Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, y el secretario de Estado norteamericano, John Kerry, han ratificado este viernes que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas adoptará “acciones” si el Gobierno de Bashar al Assad no cumple con la resolución.

Todo ello después de que el Consejo de Seguridad de la ONU haya aprobado de forma unánime la resolución sobre la destrucción de armas químicas de Siria en la que, en cambio, no se incluye una amenaza explícita de “acciones punitivas” bajo el Capítulo VII de la Carta de Naciones Unidas.

“El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (…) permanecerá listo para adoptar acciones bajo el Capítulo VII de la Carta (de Naciones Unidas) de forma bastante clara”, ha asegurado Lavrov, que ya lo explicitaba en la 'hoja de ruta' acordada en Ginebra para la destrucción de las armas químicas de Siria con Estados Unidos, que Rusia apoyaría dicha opción.

El Capítulo VII de la Carta de la ONU permite al Consejo de Seguridad que adopte sanciones o acciones militares para reforzar sus decisiones. Este paso tendría que ser refrendado por el organismo de quince miembros con una nueva resolución.

Asimismo, Kerry ha reiterado que “en caso de que el régimen no actúe, habrá consecuencias”. “Los avances serán informados al Consejo de Seguridad (…) y, en caso de que no se cumpla (la resolución), se impondrán medidas bajo el Capítulo VII”, ha remarcado el jefe de la diplomacia estadounidense.

En esta misma línea se han pronunciado los ministros de Exteriores de Francia y Reino Unido. El británico, William Hague, ha aseverado que el Consejo de Seguridad “aplicará acciones” si se viola el acuerdo, mientras que el francés, Laurent Fabius, ha sostenido que “la resolución prevé (…) la adopción de medidas bajo el Capítulo VII de la Carta” si el régimen sirio no cumple con la resolución.