Quantcast

La Casa del Actor, un proyecto que languidece y que Julia Trujillo ya no verá

Trujillo, fallecida a los 81 años por un infarto, intentó impulsar la residencia que, sin la financiación necesaria, se quedaría sin erigir y por ello, según dijo a Efe la actriz en la que es su última entrevista, la fundación sopesa devolver al ayuntamiento de Las Rozas el terreno que les cedió en 1996.

El remate ha sido la decisión de la entidad Artistas Intérpretes, Sociedad de Gestión (AISGE) de no colaborar en su promoción por considerar que el plan de construcción tiene un coste de 9,5 millones de euros para una demanda que “no superaría 40 artistas e intérpretes”, además de que el proyecto, dicen en su publicación trimestral, no tiene “carácter nacional”.

“El contexto económico y social que atravesamos no permite a AISGE involucrarse en un proyecto tan costoso e inseguro como el que nos ocupa”, añadían.

La Casa del Actor preveía la construcción de una residencia de 21 habitaciones, la única cuya estructura está a día de hoy terminada; una casa grande de 160 dormitorios y un teatro aclimatado para estrenos y conferencias.

Trujillo admitió a preguntas de Efe que, efectivamente, ese era el coste del levantamiento de los edificios -tres, de los que solo uno tiene paredes-, pero negó que la demanda fuera “tan baja” y recalcó que sus objetivos tienen “carácter nacional”.

Otra de las razones esgrimidas por AISGE para dejar de colaborar con la Casa del Actor es, dicen, “la falta de apoyo de las instituciones públicas”.

La AISGE, replicaba Trujillo dolida, rompió su compromiso de apoyo a la iniciativa nada más conocer que el Ministerio de Cultura interrumpía el subsidio anual que les venía dando desde 2005.

La subvención ascendía a 300.000 euros anuales aunque hubo años en que fue de 230.000 euros: “era muy desigual”, se quejaba la presidenta.

La decisión de la sociedad de actores, reconocía Trujillo, les les había dejado “muy dolidos”, si bien, matizaba, su participación había sido siempre “testimonial”.

“Llevan diez años diciendo que colaboran y yo me pregunto en qué”, sostenía, y mantenía que esas decisiones evidenciaban que la Cultura “les importa un pito”.

Trujillo sospechaba que AISGE había hecho pública su decisión, este verano, en el último número de su revista, como “venganza” a la broma que hizo la actriz Beatriz Carvajal, patrona de la fundación, en la gala de los premios La Casa del Actor.

Carvajal, recordaba la presidenta, señaló que el próximo año tendrían que “ahorrarse” los “agradecimientos” a AISGE y al Ministerio.

“Este año ya no terminamos”, lamentaba Trujillo, y si en dos años la construcción no avanza, anunciaba, devolverán los terrenos al Ayuntamiento de Las Rozas porque así se lo han “autoimpuesto”.

El alcalde del municipio, detallaba, les ha dejado seguir con el proyecto, a pesar de que, según establecía el contrato que firmaron, la cesión, al no haberse construido el edificio, habría “expirado”.

El ayuntamiento de las Rozas se comprometió a ceder 10.000 metros cuadrados de terreno municipal para la edificación, y la primera piedra se colocó en 1999.

La fundación Casa del Actor ha firmado este mismo mes un acuerdo con la productora Himan Tv para explotar un palco en el teatro La Latina de Madrid y destinar lo obtenido al levantamiento de la residencia.

Los beneficios de la representación, entre el 5 y el 29 de septiembre, de la obra de Antonio Gala “El hotelito”, en el teatro Fernán Gómez de Madrid, se destinarán también al veterano proyecto.

Samuel Regueira.

Comentarios de Facebook