Compartir

La XXXI Bajada del Ebro ya está en marcha. Y aunque las balsas no desciendan por el río hasta mañana, algunos mirandeses ya han podido participar en las primeras actividades programadas como parte de la clásica iniciativa de reivindicación ecologista.