Compartir

En la cumbre del monte Viorna, mirador del valle y de los Picos de Europa, situada a 1.151 metros de altura, se celebró ayer la tercera fiesta anual popular, que reunió a numerosos vecinos y visitantes. La fiesta se celebra desde que en el año 2011 se inaugurasen las obras de restauración de la cruz y gracias al empeño de la Junta Vecinal de Campollo, con su presidente Julián Torre al frente.