domingo, 20 septiembre 2020 12:29

La Unión de Periodistas de Cuba inicia su congreso y debate los retos de la prensa cubana

El primer vicepresidente cubano, Miguel Díaz-Canel, asistió hoy a la apertura del congreso en el Palacio de Convenciones de La Habana, donde el primer punto de la agenda será “el periodismo que requiere el socialismo cubano en el escenario mediático actual”, informaron medios locales.

Los delegados analizarán también “la situación material de la prensa y su impacto en la eficacia informativa, así como en las experiencias de medios, periodismo y política”.

El congreso, que concluirá mañana domingo, se celebra en medio del llamado de algunos intelectuales, artistas y hasta políticos de la isla a que la prensa modifique sus patrones como parte del proceso de “actualización” del socialismo cubano que impulsa el Gobierno de Raúl Castro.

El propio Castro ha instado a “suprimir el exceso de secretismo” y a que los medios cubanos abandonen hábitos triunfalistas, mientras que Díaz-Canel se ha referido a las “limitaciones” de la prensa local.

La semana pasada el vicepresidente cubano consideró que el reto fundamental de este congreso será “cómo construir y perfeccionar entre todos el ejercicio de la prensa que necesita Cuba en estos momentos” y en “condiciones disímiles, con un modelo propio de país”.

En los últimos tiempos, otras voces como las del poeta y académico cubano Guillermo Rodríguez Rivera han llamado a que la prensa divulgue criterios aparte de la “política oficial”, mientras que el cantautor Silvio Rodríguez se ha pronunciado por buscar soluciones “a la trabazón lamentable” que padecen los medios.

En un encuentro previo celebrado ayer viernes, la Upec eligió una nueva directiva encabezada por el periodista Antonio Moltó, hasta ahora al frente del Instituto Internacional de Periodismo de La Habana, en sustitución de Tubal Páez, líder de la organización durante 20 años.

La Upec fue creada el 15 de julio de 1963 para unificar a las diferentes asociaciones periodísticas que existían en la isla tras el triunfo de la revolución de 1959 y actualmente agrupa a la mayoría de los profesionales de la prensa que trabajan en los medios cubanos, todos estatales.