Quantcast

La destrucción de una pirámide prehispánica en Lima fue planificada, afirma abogado

El ministerio de Cultura participó hoy, con un abogado y un procurador, en la inspección fiscal realizada en el sector 8 de la Zona Monumental Arqueológica El Paraíso, donde el pasado 29 de junio se destruyó una de las doce pirámides existentes en el lugar.

La pirámide, de seis metros de altura y 2.500 metros cuadrados de superficie, estaba ubicada en El Paraíso, en el distrito de San Martín de Porres, y fue dañada de manera irreparable con una excavadora que la destruyó desde su base.

El abogado del ministerio, Mario Amoretti, afirmó que “la destrucción de la pirámide 8 de Paraíso fue planificada”, razón por la cual “los infractores merecen la máxima sanción penal, al igual que los autores intelectuales”.

La fiscal peruana Carmen Gonzáles investiga a la empresa inmobiliaria Alisol por ser presuntamente la responsable de la destrucción de la pirámide levantada junto al conjunto monumental en el norte de la capital peruana.

El perito de arqueología del ministerio peruano, Humberto Álvarez, explicó durante la inspección que en ese sector existía “un edificio constituido por plataformas y un sistema de recintos que corresponde al patrón de edificaciones que comprende la zona y cuya antigüedad data de 4.000 años aproximadamente”.

La fiscal comprobó hoy que sobre el terreno derruido existe una gran cantidad de piedras canteadas, de las que están construidas las pirámides de ese centro monumental, y basura quemada.

Gonzáles también encontró restos de fibra vegetal que formaron parte del relleno constructivo de la pirámide, un patrón propio del periodo precerámico.

El Paraíso “es el complejo arqueológico monumental más antiguo y grande de Lima Metropolitana y de la costa central del Perú”, según el ministerio de Cultura.

En diciembre de 2012, este ministerio inició un trabajo de recuperación y en febrero de este año se encontró un fogón que estaría asociado a la tradición religiosa Mito, con una antigüedad de 4.000 a 5.000 años.

Comentarios de Facebook