Compartir

Eran las 11 de la mañana pasadas cuando el fuego se inició en la zona de hornos de la empresa Alfa de Eibar. Primero fue una llamarada, que se sofocó en un primer momento, y enseguida saltó una segunda que prendió la pared y la cubierta de las instalaciones de la firma, en Torrekua.