Compartir

El Principado anunciaba para mayo su licitación en 18,1 millones. Ahora la renegociación con los bancos obliga a revisar la capacidad inversora