Compartir

Los vecinos de Bermeo así como los amarristas que acostumbran a aparcar sus vehículos en las inmediaciones del puerto deportivo de la villa marinera se alzaron ayer en pie de guerra tras comprobar que la sociedad pública Euskal Kirol Portuak (EKP), dependiente del Gobierno vasco, había convertido en parking de pago los muelles más próximos a los pantalanes de la localidad costera en los que hasta …