Compartir

El peso de la competición, llegando a nadar varias pruebas al día, le está pasando factura a Mireia Belmonte. La nadadora catalana, que le dio a España su primera medalla el pasado sábado, se ha quedado fuera de la final de los 200 estilos de los Juegos de Río después de quedar 16ª y última en las semifinales de dicha prueba.

Desde el primer momento, Mireia mostró que sus posibilidades de pasar a la final eran mínimos. Octava y última durante toda la serie, la catalana afirmó tras nadar en 2:13.33, a más de dos segundos de la marca que otorgaba el pase a la final, que se sintió “rara” aunque no le sorprendía el resultado porque no es velocista.

Mireia piensa desde ya en su próxima prueba: los 200 mariposa. Ahí, la joven de Sabadell tiene bastante más opciones, prueba en la que además ya consiguió la plata hace cuatro años en Londres. Belmonte dice que encontrarse “fuerte”en una modalidad que le “gusta mucho”.

PLENO EN TENIS PARA ESPAÑA

La jornada de lunes en Río dejó grandes noticias para la delegación española en lo que a tenis se refiere. Los chicos y chicas capitaneados por Conchita Martínez hicieron pleno de victorias y aseguraron su pase a la siguiente paso.

Abrió el camino Carla Suárez, que venció a la croata Konjuh en dos sets (7-6 y 6-3) y peleará con Keys con un puesto en la siguiente ronda. Por la noche, Muguruza siguió sus pasos al barrer a la china Hibino (doble 6-1).

En el cuadro masculino también hubo buenas noticias, en este caso, en el dobles. Ferrer y Bautista solventaron su choque con los polacos y Nadal y Marc López, brillante este último, derrotaron a Máximo González y Juan Martín del Potro, una de las sensaciones del torneo individual al 'cargarse' al número 1 del mundo, Novak Djokovic, eliminado también del cuadro de dobles. Ambas parejas cerraron su billete a cuartos, algo que podría asegurar una medalla.