Compartir

El alcalde de Móstoles, David Lucas, ha solicitado al consejero de Políticas Sociales y Familia, Carlos Izquierdo, una mayor implicación y apoyo de la Comunidad de Madrid hacia el municipio de Móstoles en materia de servicios sociales y políticas de igualdad. En la reunión celebrada, a la que también ha asistido la concejala de Bienestar Social, Sanidad e Igualdad, Ana María Rodrigo, el primer edil mostoleño ha trasladado al consejero su preocupación sobre el futuro de la Residencia para personas mayores Juan XXIII, así como su deseo de que se articulen medidas entre ambas administraciones para que siga prestando sus servicios con garantías de calidad y asequibilidad para los usuarios.

David Lucas ha trasladado al responsable autonómico que se lleven a cabo los estudios de viabilidad necesarios para el mantenimiento de la mencionada residencia. El convenio con la Comunidad de Madrid sobre el centro Juan XXIII finaliza el 31 de diciembre de este año.

El alcalde ha mostrado al consejero su voluntad de que la residencia continúe estando en Móstoles y que siga prestando un buen servicio, pero que ambas administraciones compartan las gastos, ya que en estos momentos los asume prácticamente solo el ayuntamiento de Móstoles.

“En la Consejería se han comprometido a estudiar una posible solución y desde el consistorio hemos manifestado nuestra exigencia de que siga el mantenimiento de la misma y que se llenen todas las plazas. En estos momentos de las 35 plazas que tiene la residencia solamente la mitad están ocupadas. Queremos que Juan XXIII esté a pleno rendimiento, para lo cual es importante el compromiso de la Comunidad de Madrid que es quien traslada los usuarios a la misma”, ha destacado David Lucas.