Compartir

Durante las últimas dos semanas la piscina de Las Cumbres ha permanecido cerrada al público para acometer una serie de obras de mejora en la piscina y en las instalaciones. En este pack de mejoras, el ayuntamiento ha cambiado los azulejos que se encontraban en mal estado de las paredes de la piscina, así como la sustitución del gresite que se encontraba en la zona de duchas de los vestuarios femeninos y masculinos.

Asimismo, dentro de las mejoras realizadas, en el vestuario femenino se ha procedido a reparar el radiador, arreglar la ventana que daba al exterior, además de retirar el lavabo existente dentro del mismo y que no se estaba usando. También, se han colocado en ambos vestuarios un total de 24 válvulas anti retorno con el fin de acabar con los problemas de agua fría que existían en las duchas.

En el suministro general, los obreros han procedido a instalar cuatro válvulas de corte general, así como dos de anti retorno en las tuberías de agua caliente. Además, en el vaso principal se han cambiado las rejillas de recogida de agua sobrante en uno de los lados de la piscina.