Compartir

Con el objetivo de mejorar el descanso de los vecinos de la zona y la seguridad del entorno, la calle Tulipán ya posee nuevos elementos en la vía que permitan calmar el tráfico de la zona. Este anuncio lo ha hecho esta semana el alcalde de la Móstoles, Daniel Ortiz, con motivo de la celebración de la Semana Europea de la Movilidad en la que también participa la ciudad.

Ortiz ha adelantado que las medidas se han llevado a cabo desde la Concejalía de Infraestructuras y Mantenimiento de la Ciudad que dirige David Sánchez del Rey, además de ser evaluadas por el Observatorio de la Movilidad.

Entre las obras que se han acometido se encuentran el refuerzo de la señalización vertical y horizontal, además de la implantación de bandas reductoras en la calzada, con el objetivo de fortalecer la seguridad del peatón y que los vehículos reduzcan la velocidad por la que transitan en esta vía.

Estas obras responden a la demanda que vienen haciendo desde hace varios meses los vecinos del barrio de Los Rosales y de Estoril II, ya que la calle Tulipán es la vía que une los dos distritos mostoleños.