Compartir

Queda nada para que la Feria de Almería 2013 llegué a su fin. Por lo que se puede asegurar casi con rotundidad y sin miedo a equivocarse que, a estas alturas, casi la inmensa mayoría de almerienses y visitantes que han pasado por el ferial se han parado en uno de los cinco negocios que ofrecen un vasito de vino dulce acompañado por un barquillo. Un negocio típicamente de feria que alcanza, en el c…