Compartir

El Fiscal solicita la pena de tres años de prisión y 2.000 euros de multa para una persona acusada de un delito contra la salud pública al ser sorprendido con drogas en su vehículo.