Quantcast

Recuperadas 474 obras desaparecidas del legado de Muñoz Ramonet

La Guardia Civil ha recuperado 474 obras que estaban desaparecidas de la colección del industrial Julio Muñoz Ramonet legadas al Ayuntamiento de Barcelona, y que tenían guardadas en sus domicilios y en almacenes las cuatro hijas de Muñoz Ramonet y dos nietos.

Lo han explicado este viernes en una rueda de prensa el teniente de alcalde de Cultura de Barcelona, Joan Subirats; el teniente del Grupo de Patrimonio Histórico de la UCO, Juan José Águila, y el abogado de la Fundación Muñoz Ramonet, Marc Molins.

Investigadores de la Unidad Central Operativa (UCO) han confiscado un total de 376 pinturas y dibujos, 87 miniaturas, cuatro esculturas, cuatro marfiles y tres tapices, entre los que destacan piezas de Marià Fortuny y Eugenio Lucas y retablos góticos, entre otros.

Las obras se han recuperado en una operación de la Guardia Civil coordinada y dirigida por el juzgado número 29 de Barcelona, que instruye la causa penal interpuesta en 2014 por la Fundación Julio Muñoz Ramonet contra las hijas del empresario.

Águila ha explicado que el pasado febrero se hizo una primera incautación de obras de arte tras ser localizadas a través de empresas de transporte y de almacenaje especializadas y, en una segunda operación, se requisaron nuevas obras en los domicilios de los investigados.

“Las obras están en distintos puntos bajo custodia jurisdiccional”, ha añadido Águila, y mientras algunas permanecen en los almacenes donde se han encontrado, las que estaban en los domicilios de los investigados se han trasladado al Mueso del Prado y al Reina Sofía.

INVENTARIOS ENCONTRADOS

Además, en estos registros se localizaron inventarios, seguros económicos de las obras y distintos documentos para la investigación, aunque ha recordado que aún queda una amplia seria de obras por localizar, “paradójicamente las más valiosas e importantes” entre las reclamadas.

Esta ausencia está integrada por cerca de 50 pinturas y dibujos, siete esculturas, 173 miniaturas y 13 marfiles, entre las que hay tablas góticas, pinturas renacentistas y barrocas, y dibujos de Fortuny, entre otros.

Vila ha subrayado que los inventarios encontrados han puesto “luz” sobre la cuantía y la descripción de las obras que formaban parte de este legado, que hasta ahora se desconocía, por lo que algunas de las obras confiscadas podrían no formar parte de la colección.

LITIGIO JUDICIAL

Tras un litigio judicial, el Tribunal Supremo confirmó la sentencia que la Audiencia de Barcelona dictó el 30 de enero de 2009, ratificando así que el legado del industrial Julio Muñoz Ramonet pertenece al Ayuntamiento de la capital catalana.

Muñoz Ramonet, que murió en 1991 en Suiza, dejó a la ciudad dos fincas -y todo su contenido-, ubicadas en las calles Muntaner 282 y Porvenir 26, y entre los bienes figuran ‘La virgen del Pilar’ de Goya y ‘La anunciación’ de El Greco.

Comentarios de Facebook