Quantcast

Spin logra evitar la emisión de cuatro toneladas de CO2 en sus primeros meses

Spin, la compañía de micromovilidad de Ford Motor Company, ha subrayado este viernes que en los tres meses que lleva operando en Madrid ha logrado evitar la emisión de cuatro toneladas de dióxido de carbono (CO2) a la atmósfera con su operativa libre de emisiones y gracias a su apuesta por una flota 100% eléctrica.

En un comunicado, la compañía de los ‘patinetes naranjas’ ha subrayado que desde su implantación en la capital hace tres meses ha conseguido sumar más de 60.000 trayectos de usuarios y ha puesto en valor su operativa libre de emisiones que ha posibilitado ahorrar siete toneladas de CO2 en las dos ciudades donde opera, Madrid y Tarragona.

“Estamos muy satisfechos de los resultados obtenidos en nuestras primeras semanas de operación en Madrid, lo que refuerza nuestro convencimiento por seguir ofreciendo un servicio de calidad, sostenible y adaptado a la realidad y necesidades locales”, ha subrayado el director de Alianzas Institucionales de la compañía, Roger Puigví.

A pesar de estos buenos resultados, la compañía ha reclamado una nueva regulación que favorezca a empresas que apuesten por modelos basados en operativas libres de emisiones y que favorezcan la calidad del aire.

“Los Ayuntamientos deberían tener esto en cuenta a la hora de priorizar requisitos, y favorecer a los servicios de movilidad que ya son libres de emisiones en su operativa. Creemos que la utilización de furgonetas eléctricas es una obligación casi moral. Es necesario implementar medidas más rigurosas que contribuyan a mejorar la calidad del aire que respiramos”, ha indicado el gerente de Spin en España, Filippo Brunelleschi.

El objetivo de la compañía es llegar a ser carbono negativo en 2025, lo que requiere eliminar más emisiones de las que genera en toda su cadena de servicio, desde la manufacturación hasta la operativa. Así, Spin ya cuenta con una flota de vehículos eléctricos propios que le permiten llevar a cabo, sin contaminar, el cambio de baterías de los patinetes, la revisión de la flota in situ, el rebalanceo de flota para garantizar una buena distribución del servicio en la ciudad y la reparación de los vehículos, entre muchas otras cosas.

En esta línea, el director general de Madrid, Carlos Pagola, ha subrayado que “las empresas de micromovilidad no pueden basar su discurso sobre sostenibilidad en vehículos eléctricos compartidos” y ha defendido que “lo realmente dañino es la operativa diaria en la ciudad”.

“Nuestra plantilla hace muchos kilómetros, y si no se hacen con vehículos 100% eléctricos, el daño en la ciudad, a la calidad del aire, y por extensión, a los ciudadanos, es muy grande. A más patinetes o tiempo en la ciudad, más histórico también de operativa con furgonetas: lo que lleva incluso a contaminar más que lo que se evita con los patinetes. Es importante concienciar sobre esto”, ha defendido.

“Desde Spin no solo impulsamos una movilidad limpia, sostenible y sin ruido en las ciudades, sino que también generamos cero emisiones en nuestra operativa diaria. De nada sirve ser sostenible con patinetes eléctricos, sí luego se hacen miles de kilómetros al mes, en ciudad, con furgonetas de combustión para reparaciones o para cargar o cambiar las baterías de los mismos”, ha destacado por su parte Brunelleschi.

UN EQUIPO DE 30 PERSONAS

Desde que la compañía inició su operativa en Madrid, el pasado 1 de marzo, Spin cuenta con un equipo de más de 30 personas, de las cuales 10 trabajan desde sus almacenes de Madrid y, a diferencia de otras compañías, Spin no externaliza su operativa. Este equipo local se encarga de la revisión, carga, rebalanceo, reparación de los vehículos, y de la supervisión del servicio.

Asimismo, prioriza todos los protocolos de seguridad, que los trabajadores siguen escrupulosamente día a día. Estos protocolos también son aplicados a los patinetes, que pasan por hasta cinco revisiones antes de ser desplegados en las calles.

En una apuesta también por la innovación, la compañía ha desarrollado diferentes tipologías de patinetes, y gracias al acuerdo con Tortoise y Drove AI, la compañía podrá incorporar patinetes de tres ruedas, así como patinetes con sensores y cámara para la identificación de calles, peatones, y obstáculos, para ofrecer a las ciudades una mayor seguridad a la hora de implantar los vehículos de movilidad personal en sus calles.

En cuanto a las preferencias de usuarios sobre métodos de pago, un 84% de los usuarios que han escogido Spin como alternativa para moverse por la ciudad lo han hecho utilizando la modalidad Spin Pass, en detrimento de la modalidad habitual o histórica de los servicios de micromovilidad: el pago por minuto. Estos abonos Spin Pass, permiten viajar por hora, día, semana o mes con una tarifa plana, sin que el usuario tenga que calcular cuántos minutos usará para cada trayecto.