Quantcast

DGT: Por qué frenar antes de un radar no va a evitarte la multa

En el artículo de hoy vamos a ver, según ha dicho recientemente la DGT, por qué frenar antes de un radar no va a evitarte la multa. Como es lógico, siempre que circulamos por la carretera intentamos cumplir las normas de tráfico y también evitar que nos caiga alguna sanción. Cuando estamos en la carretera, sobretodo en carreteras conocidas que transitamos de forma habitual durante nuestro día a día y donde sabemos exactamente dónde se encuentran los radares, si es que los hay, solemos ir a velocidades mayores y frenar justo cuando nos acercamos al radar. Pues bien, parece ser que eso se ha acabado, ya que el frenazo de justo antes de llegar al radar ya no nos va a librar de que nos cacen y nos pongan una buena multa, lo cual en realidad deberíamos celebrar, ya que es por el bien de la seguridad de todos.

Veamos cuál es el motivo:

Frenar de forma injustificada, motivo de sanción 

Frenar de forma injustificada, motivo de sanción

Lo que tenemos que tener en cuenta es que que nos pillen en un radar de cascada no es lo único por lo que nos pueden multar, ya que, como decíamos, un frenazo brusco al ver un cinemómetro puede ser motivo de sanción fácilmente, por lo que aprovechamos para aconsejar no superar los límites máximos de velocidad, ya que no solo es un peligro para nosotros, sino para todo el que circula por las carreteras.

Como decíamos más arriba y a modo de resumen, un frenazo brusco y de manera injustificada mientras conducimos nos puede costar una cuantiosa multa, y no solo por intentar que no nos pille un radar, sino que según el reglamento de circulación, esta maniobra está considerada como una infracción grave que podría llegar a provocar un grave accidente.