Quantcast

Una compañía española desarrolla un dispositivo de ventilación pulmonar para los hospitales

La compañía Graphenglass, una empresa castellonense dedicada al desarrollo de materiales avanzados, ha creado un dispositivo impreso en 3D potencialmente utilizable para la ventilación pulmonar múltiple y lo ha puesto de manera gratuita a disposición del sistema sanitario.

Graphenglass señaló que cuando fueron conscientes de la magnitud del problema, la compañía, con su CEO, Vicente Montesinos, a la cabeza, decidió abandonar toda actividad que no fuera la de la búsqueda de soluciones que contribuyesen a la contención de la pandemia y sus consecuencias en la población.

En cooperación con el movimiento cívico #CoronavirusMakers y tras investigar numerosas actuaciones desarrolladas en otros países afectados, se centró en un elemento común a todos ellos, la escasez de respiradores.

La compañía desarrolló un dispositivo divisor de circuito, impreso en 3D y potencialmente utilizable para la ventilación pulmonar múltiple. Desde Graphenglass, Javier Heredia explica cómo estudiaron el problema y encontraron esta solución, investigando y basándose en antecedentes similares en necesidad de crisis como la del 11-S en Estados Unidos.

El dispositivo es una T de distribución de los conductos del aire, de tal manera que de un ventilador en funcionamiento podrían beneficiarse dos pacientes o incluso cuatro. Según la compañía, se ha optimizado su diseño para que provoque las mínimas pérdidas posibles de carga de aire.

Gracias a que en la actualidad Graphenglass cuenta con la impresora 3D por resina DPPL de mayor capacidad del mundo, segun informó, reproducen 80 piezas diarias con alta precisión, aunque desde la fábrica de la compañía aseguran que esta cifra podría llegar hasta 320.

El dispositivo ya ha sido testado en funcionamiento continuo y resiste hasta 6 bares de presión. Sin embargo, todavía no ha llegado a los hospitales ni a los centros de salud. Este tipo de material tiene que pasar unos controles de seguridad antes de poder entrar en funcionamiento en un centro sanitario.

Ahora mismo se encuentra en fase de validación, según indica la compañía, y adaptación por parte de las autoridades competentes.

La empresa sostiene que con esta pieza se puede aumentar la supervivencia y capacidad de ventilar artificialmente en caso de sobresaturación de los hospitales, por ello señala que siguen trabajando con las autoridades correspondientes por acelerar los trámites y poder llevar su pieza a estos centros sanitarios.

SERVIMEDIA