Quantcast
sábado, 22 enero 2022 9:59

Carlos Soria galardonado con el Premio Castilla y León del Deporte

Valladolid, 29 mar (EFE).- El alpinista Carlos Soria, de 77 años y que estos días acomete la cumbre del Annapurna (Nepal/ 8.091 metros) en una nueva expedición, ha sido galardonado con el Premio Castilla y León del Deporte, convocado por el Gobierno de esta comunidad autónoma y fallado esta mañana en Valladolid.

La capacidad de superación y la tenacidad son dos de los valores que ha destacado en su fallo el jurado, reunido en el Real Monasterio de Nuestra Señora de Prado y del que han formado parte, entre otros, el vicepresidente del COE, Agustín Martín Santos, y la exatleta Julia Merino.

Carlos Soria (Ávila, 1939) ha sido informado de este galardón a través de un mensaje instantáneo (Whatsapp) remitido desde El Campello (Alicante) por su esposa, María Cristina Gómez, quien ha explicado a la Agencia Efe que el alpinista se encuentra en el campamento base a la espera de que la climatología permita el asalto al Annapurna, inicialmente previsto a finales de este mes.

La unanimidad ha caracterizado el fallo de este galardón, de convocatoria anual, sin dotación económica, consistente en una medalla y diploma acreditativos, y cuya entrega está prevista el 22 de abril (Día de Castilla y León) junto al del resto de las restantes modalidades.

El jurado, del que también ha formado parte el presidente de la Federación de la Prensa Deportiva de Castilla y León, José Miguel Ortega, ha destacado los diez 'ochomiles' que Soria ha coronado después de los 60 años, a los que ahora pretende añadir el Annapurna y el Dhaulagiri (Nepal/ 8.167 metros).

La expedición de Primavera, patrocinada por el BBVA y encabezada por el alpinista premiado, partió de España el pasado 25 de febrero y, tras un periodo de aclimatación en las inmediaciones del Everest, plantó el campamento base, a comienzos de marzo, junto al Annapurna, pendiente de culminar antes de acometer a continuación el Dhaulagiri.

«Puede parecer algo insólito con la edad que tiene, pero es una persona muy experimentada y preparada, sabe interpretar perfectamente los peligros, lee muy bien en la naturaleza», ha declarado su mujer, quien asiste con «total naturalidad» al desafío permanente que afronta Carlos Soria en su afán por ser el montañero de mayor edad que pisa la cima de los 14 'ochomiles', las montañas más altas del planeta.

Se trata de un reto «sólo al alcance de muy pocos alpinistas de elite mundial», explica en su nota el jurado del que también han formado parte los periodista Gorka Ruiz, delegado de la Agencia Efe en Castilla y León, y Enrique de la Viuda, director de la Cadena Ser en esta comunidad autónoma.

«Físicamente está muy bien preparado, aunque la vida a esa altitud tiene que resultar muy dura», ha insistido María Cristina Gómez, quien conoció a Soria durante una escalada en el parque de La Pedriza, en Manzanares el Real (Madrid), en 1962, por lo que asume como «algo muy normal» todas sus vicisitudes.

Tampoco le extraña esta intensa actividad a edad tan provecta porque «siempre ha salido a la montaña desde que tenía 15 ó 16 años, prácticamente toda la vida», ha añadido.

Ávila, la ciudad y provincia donde nació, queda en la memoria de los afectos familiares, de sus vacaciones cuando adolescente y desde siempre porque con mucha frecuencia ambos se desplazan por la Sierra de Gredos para no perder el contacto con la naturaleza ni con los amigos de la montaña «que son para siempre», ha concluido.

Instituido en 2003, el Premio Castilla y León del Deporte ha recaído en el Club Baloncesto Silla de Ruedas Valladolid (2014); los clubes de rugby El Salvador y VRAC (2013); el lanzador de peso Manuel Martínez (2012); el club de baloncesto femenino Perfumerías Avenida (2011); el atleta Isaac Viciosa (2010); y el seleccionador de fútbol Vicente del Bosque (2009).

Completan esta galería de galardonados el ciclista Carlos Sastre (2008), la judoca Miriam Blasco (2007), la atleta Marta Domínguez (2006), el motociclista (2005), los atletas Abel Antón y Fermín Cacho (2004) y el ciclista Pedro Delgado (2003). EFE

rjh/og