Quantcast

Tradición y arte en una multitudinaria Procesión General de Valladolid

Valladolid, 25 mar (EFE).- Tradición, arte e historia se han hecho presentes en la Procesión General de la Sagrada Pasión del Redentor de Valladolid a través de los 33 pasos portados por las 20 cofradías de la ciudad, que han suscitado la admiración y devoción de miles de personas en las calles más céntricas de la capital.

Esta procesión, declarada desde la década de los 80 de interés turístico internacional, destaca por la calidad de sus obras, muchas de ellas custodiadas en el Museo Nacional de Escultura, con piezas de maestros como Juan de Juni, Francisco del Rincón o Gregorio Fernández, a quien se atribuyen once de los 33 pasos.

Las imágenes abarcan todas las escenas de la pasión de Cristo, desde la última cena hasta la soledad de su madre, representada por la Virgen de las Angustias, encargada de cerrar la comitiva procesional y la única que regresa al templo desde donde parte la misma, la iglesia de las Angustias, para recibir una salve y quedarse en silencio hasta la Pascua.

Precisamente, este paso, el de Nuestra Señora de las Angustias, ha querido recordar, durante toda esta Semana de Pasión, a las víctimas del atentado terrorista de Bruselas, portando una cinta con los colores de la bandera belga, y hoy también varios de los pasos se han sumado a este homenaje con crespones negros.

Se trata de la procesión más multitudinaria de las que se pueden ver en Semana Santa en Valladolid, ya que no solo aúna religión, sino también arte e historia, lo que atrae a miles de turistas que hoy han podido disfrutar de cada uno de los pasos y de participar en el silencio con el que se acompañan, solo roto por las cornetas y tambores de las cofradías.

Este año, por primera vez, el Ayuntamiento de Valladolid ha emitido en directo la Procesión General del Viernes Santo en su canal de Youtube (www.youtube.com/VALLADOLIDTURISMO), para que pueda llegar a más devotos y a más amantes del arte y de la tradición en todo el mundo.

Jesús de la Esperanza y La Sagrada Cena, de Juan Guraya Urrutia, conducidos por los miembros de la Cofradía Penitencial y Sacramental de la Sagrada Cena, han sido los pasos encargados de abrir la Procesión, en la que se han visto otras piezas como El señor atado a la columna, Ecce-Homo, La Crucifixión, El descendimiento o el Santo Sepulcro.

El recorrido ha comenzado en la iglesia de las Angustias a las 19.30 horas y, a pesar de que durante toda la mañana el cielo de Valladolid ha estado cubierto, a media tarde se ha abierto por completo con un sol que ha permitido un lucido desfile por las calles más céntricas de la ciudad.

El punto álgido del mismo se ha situado, un año más, en la plaza Mayor, donde se han apostado miles de personas, unas sentadas -previo pago de un donativo- y otras de pie, para asistir con emoción al desfile artístico y religioso, que fue recuperado por el arzobispo Remigio Gandásegui en 1922, si bien ese año tuvo que ser suspendido por la lluvia.

Diez embajadores, de Rusia, Cabo Verde, Serbia, Canadá, Croacia, Austria, Méjico, Países Bajos, Brasil y Costa Rica, han figurado entre los asistentes, invitados por el Ayuntamiento a ocupar las tribunas en las que las autoridades locales, presididas por el alcalde de la ciudad, Óscar Puente (PSOE), han seguido el acto central de la Semana Santa vallisoletana. EFE

1010588

mim/mr/ram