Quantcast

PSOE, Podemos y Ciudadanos renuncian a los coches oficiales del Congreso

Ser diputado otorga la oportunidad de disfrutar de ciertas ventajas en tu trabajo. Entre ellas, el Congreso facilita un coche oficial con conductor a cada uno de los nueve miembros de la Mesa. Pues bien, como había declarado previamente, las formaciones que lideran Pablo Iglesias y Albert Rivera, que cuentan con cuatro representantes en su conjunto, así como a los portavoces de los grupos parlamentarios han renunciado a esos vehículos de gama alta.

No estarán solos. También la socialista Micaela Navarro ha anunciado que prescinde del vehículo oficial con chófer que el Congreso facilita a cada uno de los miembros de la Mesa. A ella, le correspondería esa vehículo como vicepresidenta segunda de la Mesa del Congreso.

El partido de Iglesias ha señalado en un comunicado que la vicepresidenta tercera, Gloria Elizo, y el secretario cuarto, Marcelo Expósito, de En Comú Podem, han optado por renunciar a esta prerrogativa. El partido califica de «gesto», que se suma a «la renuncia que los diputados de Podemos ya hicieron de las pensiones a exparlamentarios, la tarjeta de 3.000 euros para taxis o el pago de internet en el domicilio, así como la limitación de los sueldos a tres salarios mínimos interprofesionales, unos 1.950 euros». El 75% de la diferencia entre esa cantidad y el tope salarial de un diputado, 4.500 euros de media, se destina a la financiación de esta formación.

Los dos cargos de Ciudadanos en el órgano de gobierno de la Cámara, los secretarios segundo y tercero, José Ignacio Prendes y Patricia Reyes, respectivamente, también han renunciado al coche oficial. Los diputados de Ciudadanos también han renunciado a que el Congreso les pague la conexión a internet en el domicilio, pero no a la tarjeta de 3.000 euros para taxis.