Quantcast

Una siniestra broma que le pudo costar muy cara

El sonido de una motosierra y un hombre que enmascarado que llevaba la ropa manchada de rojo simulando manchas de sangre interrumpió el pacífico ritmo de vida de la localidad de El Cerrito, en Colombia. Pero al bromista le salió bastante caro la idea de infundir el pánico entre el vecindario que celebraba Halloween.

El incidente se registró poco antes de las 9:00 de la noche cuando en el parque había mucho público. Según se supo, el bromista era un joven de 24 años, mecánico de motos, que quiso representar escenas de la película «La matanza de Texas» con un personaje similar. Pero la reacción de sus vecino no fue la esperada, ni mucho menos: Lejos de salir corriendo se le fueron encima y lo molieron a golpes.

El comandante de la Policía del municipio, Fernando Murillo, dijo que el joven fue retenido y se comprobó que la motosierra al accionarse generaba el ruido del motor pero no tenía cadena ni elementos cortantes que representaran peligro.

En cualquier caso, las fuerzas de orden tuvieron que acudir a proteger al muchacho de los ataques de las personas a las que intentó asustar…