Quantcast

MSF: 9 médicos de MSF muertos y 30 desaparecidos tras el bombardeo de un hospital en Afganistán

Al menos 37 personas han resultado heridas tras un bombardeo que ha «dañado gravemente» su hospital en Kunduz, al norte de Afganistán, que el Ejecutivo afgano atribuye a un ataque de las fuerzas estadounidenses, una hipótesis que desde el primer momento manejó la OTAN.

MSF ha expresado a travesee de un comunicado que todos los fallecidos son miembros de su personal, al igual que 19 de los heridos. Al parecer, las víctimas más graves fueron trasladadas a un hospital regional en Pulí Khumri, situado a unas dos horas de distancia. La organización humanitaria reveló además que muchos pacientes y trabajadores de MSF se encuentran en «paradero desconocido», por lo que el número de víctimas podría aumentar a medida que se vaya aclarando lo sucedido en el «horrible» bombardeo.

MSF condenó «en los términos más enérgicos» el ataque al hospital, que quedó «parcialmente destruido» y remarcó que habían dado las coordenadas específicas del centro sanitario a todas las partes en conflicto, incluidos los talibanes y las tropas afganas y estadounidenses.«El bombardeo continuó durante más de 30 minutos después de que las autoridades militares estadounidenses y afganas fueran informadas en Kabul y Washington», denunció la organización humanitaria.

El portavoz del Ministerio de Salud de Afganistán, Wahidullah Mayar ha explicado que el centro sanitario ha quedado «destruido casi en su totalidad por el fuego generado tras el bombardeo»

El ataque se ha producido cuando las fuerzas de seguridad afganas y los insurgentes talibán que el lunes tomaron la ciudad combaten por cada palmo de terreno. Y es que los enfrentamientos continúan a pesar de que el ejército recuperó el jueves gran parte de la urbe. «Estamos profundamente consternados por el ataque, el asesinato de nuestro personal y de los pacientes y el alto precio que ha infligido a la asistencia sanitaria en Kunduz», dijo Bart Janssens, director de operaciones de MSF, en un comunicado.

Las fuerzas estadounidenses llevaron a cabo un ataque aéreo sobre la ciudad a las 2:15 y reconocieron que la ofensiva «ha podido haber derivado en daños colaterales en un centro médico cercano. Este incidente está siendo investigado», señaló el portavoz de la misión de la OTAN, Brian Tribus.