Quantcast

El Barça prepara la Champions como líder de la liga en solitario

El triunfo en el Calderón y los empates de Eibar y Celta han
propiciado que el equipo barcelonista se encuentre líder en solitario después
de tres partidos.

La consecución de la Supercopa de Europa ante el Sevilla y este buen
inicio liguero del tricampeón solo se ha visto enturbiado por la derrota en la Supercopa de España frente
al Athlétic.

El campeón de Europa ha vuelto con equilibrio en el juego,
dominando la posesión de los partidos, y, como el año pasado, con un tridente
ofensivo letal. Neymar-Suárez y Messi aspiran a superar los 120 goles que
consiguieron la temporada pasada.

Además, el astro argentino ya ha comprendido que ha de
dosificarse
y, el sábado, empezó desde el banquillo el partido con el Atlético
de Madrid. Messi llegó de un viaje transoceánico y fue padre por segunda vez la
tarde del viernes.

Sin ningún entrenamiento con el grupo los técnicos
consensuaron con la estrella
su suplencia.

Las sombras de este inicio de la temporada vienen de las
lesiones musculares que no cesan en el equipo. La última ha sido la del central
belga Thomas Vermaelen que estará entre 3 ó 4 semanas de baja por una rotura
muscular en el sóleo.

La baja de Vermaelen se une a las de Alves, Douglas y Bravo.
También Iniesta , Sergi Roberto y Adriano han tenido problemas musculares. Esto
no ocurrió durante la temporada pasada y preocupa al cuadro técnico.

En el debut de miércoles de la Champions el Barça
recupera Piqué en el eje central
y podría optar por las rotaciones. En el
desplazamiento más difícil de la liguilla de la Champions Luis Enrique
continuará con su estrategia de dosificar a los jugadores que tan buenos
resultados le dio durante los meses de abril y mayo.