Quantcast

Salvan a su hijo con las últimas gotas de agua antes de morir

Una pareja francesa ha protagonizado una de esas historias conmovedoras que llegan directamente al corazón. Y es que, por desgracia, fallecieron cuando hacían senderismo entre las dunas del desierto de Nuevo México, pero lograron salvar la vida de su hijo pequeño al darle las dos últimas gotas de agua que les quedaban en la reserva.

Ese bonito gesto paternal permitió al niño salvarse la vida mientras ellos quedaban inconscientes bajo el sol del lugar. «Probablemente el menor sobrevivió porque es mucho más pequeño y recibió dos veces más de agua», explicó el sheriff al diario 'The Telegraph'. La pareja solo llevó a la excursión dos litros y medio, cuando las autoridades recomiendan un total de cuatro por persona. 

Mientras hacían senderismo se empezaron a encontrar mal por el calor que tenía que soportar y se desvaneció cuando quería acudir al coche por una lesión en la rodilla. El padre se desorientó debido a las altas temperaturas y no pudo llegar al vehículo. Sin embargo, el niño fue encontrado consciente en el desierto y se pudo salvar su vida.