Quantcast

Tragedia en el Mediterráneo: Las muertes de inmigrantes, camino de récord durante este 2015

Más allá dedeclaraciones más o menos populistas en busca de arañar un buen puñado de votos, la tragedia de las migraciones continúa dejando un rastro mortal entre quienes huyen de la pobreza, la esclavitud y las injusticias políticas y sociales. Y esos dramas demasiado cotidianos ante los que nos hemos hecho un tanto inmunes tienen sus cifras: Hasta este miércoles, al menos 2.004 personas habían perdido la vida en el Mediterráneo, más de 500 más que en el mismo periodo de 2014. Abril, con 1.265 fallecidos, ha sido el mes más mortífero, mientras que en julio han muerto 76 inmigrantes o solicitantes de asilo.

Por zonas, la ruta marítima que conecta Libia con Italia se ha consolidado como la más transitada y peligrosa. Al menos 1.925 personas han muerto intentando llegar a las costas italianas, hasta donde sí han logrado arribar casi 92.000.

La ONG Médicos Sin Fronteras (MSF) mantiene un operativo de búsqueda y rescate en la zona que cuenta por cientos el número de personas a las que auxilia de forma prácticamente diaria. Uno de sus buques, el 'Argos', llegó a tener esta semana casi 700 personas tras localizar dos precarias embarcaciones de madera frente a las costas de Libia.

Grecia, por su parte, ocupa el segundo lugar en número de llegadas (más de 88.0000) y de fallecimientos (61), por delante de España, que aparece con 18 muertes y 1.617 llegadas.

En cuanto a los países de origen, una mayoría de los inmigrantes que han buscado un futuro mejor en Europa son de origen sirio, en concreto más de 44.000. Eritrea, con casi 19.000 casos, y Afganistán, con 18.300, aparecen también como punto de partida para un amplio número de inmigrantes.