Quantcast

Las fundaciones políticas recibieron 4,5 millones en donaciones en 2013, con FAES a la cabeza con más de un millón

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

Las fundaciones vinculadas a partidos políticos recibieron en 2013 un total de 4,5 millones de euros en donaciones, y de ellas la que más percibió (1,05 millones) fue la Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales (FAES), que preside José María Aznar, a su vez, presidente de honor del PP.

Así consta en el informe de fiscalización de la contabilidad de los partidos políticos correspondiente a 2013 que fue aprobado la semana pasada por el Tribunal de Cuentas y que acaba de ser remitido al Congreso de los Diputados.

En comparación con el ejercicio anterior, el total de donativos de las 41 entidades fiscalizadas ha caído en 3,29 millones, al pasar de los 7,79 millones que recibieron en 2012 a los 4,50 que sumaron en el ejercicio siguiente.

ENTIDADES DE CDC, ERC Y UDC

Por detrás de FAES, figuran con un mayor importe en donaciones tres entidades catalanas: CATDEM, vinculada a Convergència Democràtica, con 539.118 euros; la Fundación Josep Irla, de ERC, que acumuló 440.734 euros, y el Institut d'Estudies Humanistics Miguell Coll, vinculado a Unió Democràtica, con 433.000 euros.

Y en el quinto puesto está la Fundación Pablo Iglesias, que preside Alfonso Guerra, con 353.000 euros. La Pablo Iglesias, junto con la ya desaparecida Fundación Ideas, también del PSOE, están entre las nueve que cerraron 2013 con saldo negativo. En el caso de la que preside Guerra éste ascendía a 2,56 millones y en la segunda era de 1,5 millones.

INCUMPLIMIENTOS

Además, el tribunal que preside Ramón Álvarez de Miranda reseña varios incumplimientos legales como que donaciones por valor de 130.750 euros fueron ingresadas en cuentas bancarias ordinarias por no tener ninguna abierta en exclusiva para tal fin, que otras procedentes de personas jurídicas por un total de 25.000 euros no fueron acompañadas del acuerdo del órgano social correspondiente o que hubo donativos de personas jurídicas que no se notificaron en tiempo al tribunal por importe de 90.000 euros.

Asimismo, de las 41 fiscalizadas hubo cinco que no presentaron las respectivas cuentas del ejercicio 2013, argumentando que no habían percibido donaciones por la falta de actividad en dicho periodo. No obstante, otras fundaciones que no tuvieron actividad durante ese ejercicio sí presentaron cuentas, según destaca el informe.

En sus recomendaciones el tribunal sugiere, entre otras medidas, que se considere la posibilidad de acordar la extinción de las fundaciones que permanecían inactivas durante varios ejercicios y, un año más, solicita que apliquen a estas entidades los mismos requisitos y limitaciones exigidos a los partidos políticos en relación con las donaciones.