Quantcast

La Bruixa d'Or Manresa, machada y salvación ante el Madrid

MADRID, 24 (EUROPA PRESS)

La Bruixa d'Or Manresa asaltó (80-90) el Palacio de los Deportes logrando una victoria de mérito ante el Real Madrid, en la 34ª y última jornada de la Liga Endesa, lo que junto a la derrota del Gipuzkoa Basket en Zaragoza deja a los manresanos un año más en ACB, un triunfo ante todo un campeón de Europa gracias al aluvión de triples y la intensidad puesta durante los cuarenta minutos.

El conjunto de Pedro Martínez aterrizó en Madrid en busca de un milagro para la salvación. La Bruixa d'Or Manresa necesitaba una victoria ante el flamante campeón de la Euroliga y esperar una derrota del Gipuzkoa Basket ante el CAI Zaragoza. Ecuación que se produjo gracias a la elaborada victoria de los catalanes en la capital y la ayuda de los maños que ganaron (72-65) a los de San Sebastián.

Así, la fiesta que empezó teñida de blanco cuando el Madrid ofreció la novena Copa de Europa conquistada hace apenas una semana, terminó con felicidad plena sobre el parqué de los manresanos.

La celebración merengue se alargó sólo hasta el primer cuarto. En esos diez minutos el Madrid ejerció de campeón (22-10) y deslumbró gracias a los triples de K.C. Rivers y el dominio en la pintura del mejicano Gustavo Ayón. A partir del segundo periodo La Bruixa d'Or comenzó a dar señales de vida. Aupados por un gran Isaac Fotu –17 puntos y 21 de valoración– recortó distancias para dejar en siete la desventaja.

En el arranque de la segunda parte los visitantes continuaron demostrando todo lo que había en juego y endosaron un parcial de 2-13 al Madrid, pero los blancos no le quitaron la cara al encuentro. Tras un triple de Rudy Fernández y una antideportiva sobre el alero balear el choque volvió a igualarse.

LOS TRIPLES, TABLA DE SALVACIÓN

En el tercer periodo fue el base estadounidense Davin White el que abrió la lluvia de triples con cuatro en diez minutos. Otros tantos sumó su compatriota DJ Seeley que fue el mejor de su equipo con 21 puntos para un 23 de valoración.

Ese acierto exterior –14/32 y 43%– permitió al Manresa encarar el último cuarto con mínima ventaja (61-63). Un colchón que amplió en la recta final del encuentro para afrontar los últimos segundos con la tranquilidad de los deberes hechos y el premio de la salvación. Épica permanencia a costa del campeón de la fase regular e invicto hasta esta última jornada en casa.

FICHA TÉCNICA.

–RESULTADO: REAL MADRID, 80- LA BRUIXA D'OR MANRESA, 90. (39-32, al descanso).

–EQUIPOS.

REAL MADRID: Llull (19), Rivers (5), Rudy Fernández (11), Reyes (7) y Ayón (8)–cinco inicial–; Campazzo (-), Nocioni (3), Rodríguez (8), Carroll (11), Maciulis (8), Slaughter (-) y Mejri (-).

LA BRUIXA D'OR MANRESA: White (16), Seeley (21), Sánchez (-), Sakic (7) y Rizvic (11)–cinco inicial–; Dewar (3), Grigonis (-), Hernández (6), Grimau (9) y Fotu (17).

–PARCIALES: 22-10, 17-22, 22-31 y 19-27.

–ÁRBITROS: Conde, Cortés y Sacristán. Sin eliminados.

–PABELLÓN: Barclaycard Center, 7.723 espectadores.