Quantcast

La abuela de Bobbi Kristina: «No queda demasiada esperanza»

Han pasado ya tres meses desde que la hija de Whitney Houston fuese encontrada inconsciente en la bañera de su casa en Atlanta. La joven entró en coma y su salud empeoró en unos días… Pero, desde entonces, no ha habido signo de mejoría en su estado de salud.

La abuela de Bobbi Kristina ha asegurado que en una entrevista concedida en la cadena de radio WBLS FM 107.5 que su nieta «sigue igual». «La hemos trasladado a un lugar especializado en rehabilitaciones. Y ya sabes, no queda demasiada esperanza», ha dicho Cissy Houston.

A finales de la semana pasada, la hija de Whitney Houston  fue trasladada a un centro de rehabilitación para dejar una cama libre en el Hospital público de la Universidad de Emoy.

Bobbi Kristina había permanecido ingresada allí desde finales de enero, cuando fue encontrada inconsciente en su bañera. Aunque por el momento no se ha esclarecido qué es lo que ocurrió exactamente aquel día, se sabe que se encontraron drogas en su casa.

Ahora, su abuela ha comunicado que por desgracia no quedan muchas esperanzas para Bobbi Kristina, que apenas tiene 21 años. Ha asegurado que su familia sigue rezando por ella, a pesar de que hace unas semanas se llegó a decir que estarían pensando en desconectarla al no presentar signos de mejoría.