Quantcast

Accidente del avión: La pista del piloto suicida que apunta Le Figaro

-

1
El diario Le Figaro habla de una 'teoría del piloto suicida' en el caso del accidente del

El diario Le Figaro habla de una 'teoría del piloto suicida' en el caso del accidente del Airbus 320 en los Alpes, sustentado en el hecho de que el tripulante que quedase dentro de la cabina bloquease voluntariamente el acceso desde fuera por medios técnicos. Asegura el medio francés que los golpes para intentar echar la puerta de la cabina abajo desde el exterior deberían hacer pensar a los investigadores en esa posibilidad terrible: Un nuevo piloto suicida. Esta teoría cobra fuerza por las informaciones de las cajas negras que ha dado a conocer el fiscal de Marsella que lleva a cabo la información, quien ha asegurado que el copiloto aprovechó la ausencia del piloto para accionar «voluntariamente» el descenso. El copiloto, de nacionalidad alemanda, se llamaba Andreas Lubitz, tenía 28 años y acumulaba unas 630 horas de vuelo. Los investigadores analizan su entorno para aclarar los motivos que le llevaron a estrellar el aparato. Además, fuentes consultadas por la BBC aseguran que «la investigación de seguridad de vuelo podría convertirse rápidamente en una investigación criminal». El vuelo 4U9525 Germanwings, en efecto, se estrelló contra la montaña con un solo piloto en la cabina y el otro tratando de recuperar el control, golpeando la puerta e incapaz de acceder a la cabina. Una operación condenada al fracaso desde el 11-S y el ataque a las Torres Gemelas, dice Le Figaro, porque todos los aviones planeta estaban equipados con puertas blindadas para evitar una incursión en la cabina y un ataque. «Al comienzo del vuelo, la tripulación tiene la intención de hablar con normalidad, luego escuchamos el sonido de un asiento que se cayó, una puerta que se abre y se cierra, los ruidos que indican que pregonan la puerta y hay más palabras sobre estrellarse «, dice una fuente cercana a la investigación citada por AFP y de la que a su vez se hace eco el diario galo. Según esa teoría, el escenario podría sugerir el suicidio. «Un escenario de desvanecimiento o indisposición del piloto que quedó dentro de la cabina es poco probable», cuenta un experto en aviación a Le Figaro. «Sobre todo porque el equipo tiene la capacidad de penetrar en la cabina de mando exterior «. Cuando salió, el piloto que quiere entrar en la cabina, al introducir su código para volver, activa una cámara de vigilancia para identificar y debe activar el desbloqueo de la puerta, explica el medio francés citando explicaciones de un piloto con experiencia en vuelos que dice que «el el piloto a los mandos tiene 30 segundos para bloquear la apertura de la puerta pulsando un botón de «negar», que niega el acceso a la cabina «.Se da la circunstancia de que no se conocen las identidades de la tripulación del vuelo siniestrado, ni si fue el comandante o su copiloto quien quedó dentro de la cabina de tripulantes. Si se sabe que mientras el comandante acumulaba mucha experiencia desde hace años, el copiloto solo tenía un historial de vuelo con 630 horas y que comenzó a trabajar en Germanwings en agosto de 2013.

Atrás