Quantcast

David Beckham se pone a dieta por «regordito»

El exjugador de fútbol, David Beckham, parece que podría haberse pasado con la comida últimamente. O, al menos, eso piensa la prensa y los que están a su alrededor, pese a que siga igual de guapo y sexy que siempre. Su mujer, Victoria Beckham, ha tomado una decisión tajante que va a tener que cumplir sí o sí: ponerse a dieta.

Y es que los dulces parecen ser la perdición del exmadridista, los culpables de que estuviera perdiendo su cuerpazo. «El plato favorito de David es el pastel de carne con puré de patatas, y tampoco pone reparos a un buen trozo de tarta. Pero todo ha desaparecido de su dieta, al menos hasta que pierda seis kilos», aseguran fuentes cercanas a la revista Heat.

La Spice Girl no le deja hacer lo que quiere a su marido, quien prefería comer sin preocuparse. Él mismo explicó en el programa 'Jimmy Kimmel Live' que su hijo le dijo que estaba «regordito» al salir de la piscina. A Beckham se le han terminado los caprichines, ¡que se van a las cartucheras!