Quantcast

Cerca de 750 millones de personas no tienen acceso a agua potable adecuada en todo el mundo

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

Cerca de 750 millones de personas carecen de agua potable adecuada en todo el mundo y los avances en potabilización no están beneficiando a las personas más vulnerables, según ha señalado este viernes UNICEF, con motivo de la celebración el próximo domingo del Día Mundial del Agua.

Así, la organización dependiente de Naciones Unidas destaca que el acceso al agua potable ha sido uno de los mayores logros de los Objetivos de Desarrollo del Milenio, pero este servicio que califica de «esencial» sigue siendo «un serio problema» para 748 millones de personas en todo el mundo.

Así, el jefe de programas mundiales de agua, saneamiento e higiene de UNICEF, Sanjay Wijesekera, ha manifestado que desde 1990 la historia del acceso al agua potable ha experimentando «enormes avances» pese a circunstancias «adversas en extremo difíciles».

Sin embargo, considera que aún «queda mucho por hacer» porque el agua es «la esencia de la vida» y 750 millones de personas, sobre todo los que están en situación de pobreza o marginalidad siguen privados de este derecho humano fundamental. De estos que se quedan fuera, el 90 por ciento viven en zonas rurales y están siendo marginadas del progreso en sus países.

La organización valora que alrededor de 2,3 millones de personas han accedido a fuentes de agua potable mejoradas desde 1990. Como resultado, la meta del ODM de reducir a la mitad el porcentaje de la población mundial sin acceso a agua potable se alcanzó 5 años antes de vencer el plazo, fijado para 2015.

En la actualidad hay tres países donde más de la mitad de la población carece de agua potable mejorada. Estos son Mozambique, Papúa Nueva Guinea y República Democrática del Congo. Pese a los progresos, Unicef denuncia que «sigue habiendo disparidades significativas».

Además, advierte de que la falta de agua apta para el consumo puede tener consecuencias trágicas para los niños, ya que cerca de 1.000 niños muere cada día por enfermedades diarréicas asociadas al agua potable contaminada, o un saneamiento deficiente o a malas prácticas de higiene.

40.000 MILLONES DE HORAS PARA CONSEGUIR AGUA

En el caso de las mujeres y las niñas, recoger agua reduce el tiempo que pueden dedicar al cuidado de sus familias y al estudio. En zonas inseguras, salir a recoger agua conlleva el riesgo de ser víctimas de violencia y ataques. UNICEF calcula que, solamente en África, la gente camina 40.000 millones de horas todos los años para abastecerse de agua.

Por ámbito geográfico, África Subsahariana es la región con la cobertura más baja en 1990 y se ha incrementado a razón de 50.000 personas al día desde el años 2000.

Aún así, en la región más de dos de cada cinco personas carecen de acceso a nivel mundial, lo que representa 325 millones. La mayoría de los países de la región no están en camino de conseguir la meta del ODM.

Unicef ha mostrado su preocupación también por Oceanía, donde desde 1990 apenas ha habido progresos. También, un alto número de personas no cuenta con agua potable en China (112 millones) e India (92 millones).

PROGRAMAS

En este ámbito, la organización recuerda su impulso al desarrollo de métodos innovadores y económicos que permitan avanzar en este ámbito. Por ejemplo ha puesto de ejemplo el método «interesante y novedoso» implantado en Bangladesh para captar agua de lluvia y posteriormente bombearla a acuíferos poco profundos, ofreciendo seguridad en el suministro de agua a aproximadamente 1 millón de personas cuyas aguas subterráneas se habían salinizado.

En República Democrática del Congo ha implantado el modelo de 'aldeas saludables' por el que más de medio millón de personas obtuvieron acceso en 2014 a fuentes de agua potable y servicios de saneamiento mejorados en sus comunidades, y 229 escuelas fueron dotadas de instalaciones de agua, saneamiento e higiene.