Quantcast

Cena de Nochevieja: Ideas para rellenar el pavo

Llega una de las cenas más esperadas del año. Es tradición juntar a la familia y ofrecer un menú que satisfaga a todos los que se sienten alrededor de la mesa. Normalmente servimos platos típicos de esta época en la que despedimos el año. Y es que, aunque sea un alimento tradicional anglosajón, el pavo relleno se ha configurado como uno de los platos estrella que no suele faltar en las mesas de los hogares españoles durante la época navideña. Sin embargo, muchos deseamos dar un giro original a la receta tradicional ya que, año tras año, lo ofrecemos de la misma manera. Si quieres sorprender a tus invitados y tener un diez como anfitrión, os proponemos algunas ideas para hacer de este típico plato, algo innovador y original. 

Existen infinidad de formas de cocinar este alimento, llegando a poder ser servido frío o caliente

Previamente, se debe limpiar el ave eliminando el exceso de grasa y tener en cuenta que, al tratarse de un animal grande, su elaboración es lenta para que el resultado sea óptimo y se haga por dentro y por fuera. 

El relleno tradicional para rellenar el pavo consiste en una mezcla entre ingredientes dulces y salados. Como ingredientes fundamentales, encontramos la carne picada, fruta tanto fresca como seca, especias y pan o arroz. De hecho, la receta original para el pavo navideño consiste en un preparado de carne de res, chorizo, tocino, manzana, aceituna, nueces, pan y especias.

La mezcla de frutos secos y fruta suele ser muy bien recibida por los comensales. Un relleno basado en nueces y cerezas es una idea innovadora a la par que sabrosa. En esta misma línea, encontramos otras frutas como las manzanas y las ciruelas que también combinan muy bien con este tipo de carne o una mezcla de arándanos, bacon y nueces. La combinación de frutas y frutos secos como las pasas aporta un pequeño toque dulce a la carne de pavo que resulta exquisita y el éxito está asegurado.

Encontramos ideas de relleno procedentes de cada punto del planeta. 

El relleno de pavo chileno consiste en un preparado a base de jamón, lomo de cerdo, manzanas, pasas y castañas

El relleno de pavo francés tiene como protagonistas cebollitas francesas, foie y panceta

El inglés se basa en una mezcla de ciruelas, bacon y cebolla. Y el asturiano -el más cercano-, picadillo con chorizo rojo, tocino, pimentón y orégano. Cada zona hace gala de sus productos y así lo refleja en su receta.

Otra idea, que puede parecer un poco atrevida, es optar por un relleno basado en un mix de mariscos o relleno de camarones. Si no eres tan valiente pero quieres innovar, decántate por unas buenas verduras acompañadas de carne picada.

Sea como sea, modifica la receta tradicional y sorprende a tus invitados en esta noche tan especial. Y no olvides acompañarlo de una buena salsa…

¡Feliz Nochevieja!