Quantcast

Se gasta 121.000 euros para parecerse a Kim Kardashian

Todo el mundo tiene alguien a quien admira por encima del resto de personas, pero hay quien esa devoción y admiración la lleva demasiado lejos. Ese es el caso de Jordan James Parke, un chico de 23 años que se ha operado para parecerse a Kim Kardashian. Eso sí, tal y como demuestran las imágenes, está claro que ni siquiera ha estado cerca de conseguirlo. 

Este chico británico asegura que ya se ha gastado más de 150.000 dólares en tratamientos y en cirugía estética con el único objetivo de parecerse a si ídolo: la mayor de las hermanas Kardashian. 

A pesar de su corta edad, Parke se ha sometido ya a más de 50 tratamientos estéticos de lo más variados: se ha rellenado los labios y lo pómulos, se ha puesto botox, se ha hecho la depilación láser y ha reemplazado sus cejas por tatuajes.

La historia de este chico ha salido a la luz en el diario británico The Sun. James Parke asegura que todo comenzó cuando se enamoró de Kim Kardashian después de ver un episodio del reality 'Keeping Up with The Kardashians', en el que aparece ella junto al resto de su familia. El chico ha asegurado que Kim Kardashian «es la mujer más hermosa que ha habido jamás. Su piel es perfecta, su pelo, todo en ella». 

Tras haber llevado su obsesión por una de las celebrities de moda demasiado lejos, no son pocas las burlas que recibe James Parke. A pesar de todo, asegura que no le importa lo más mínimo cuando la gente se ríe de él por la calle.