Quantcast

El Ayuntamiento de Móstoles activa el plan contra heladas y nevadas

El Área de Medio Ambiente ha activado, como todos los años por estas fechas, el Plan contra heladas y nevadas para prevenir y paliar, en el caso de que sea necesario, los problemas que se puedan derivar de este tipo de inclemencias meteorológicas.

El Área de Medio Ambiente facilitará gratuitamente sal a los colegios, institutos, centros de salud, centros comerciales y galerías de alimentación, comunidades de vecinos y otras entidades públicas. Para ello deberán solicitarlo por escrito en el registro del Ayuntamiento de Móstoles o en las Juntas de Distrito y una vez concedido responsabilizarse de su retirada en el Taller de Maquinara, llevando los recipientes precisos para trasportarla.

También se informará a estos colectivos y a los vecinos en general sobre los efectos de un uso incorrecto de la sal en estas circunstancias. Porque aunque la sal es un producto barato y eficaz contra la nieve, según Jesús Pato, Concejal de Urbanismo y Medio Ambiente, «es primordial que todos seamos conscientes de que su uso masivo y descontrolado tiene diferentes efectos perjudiciales como, acelerar la corrosión del pavimento de carreteras, viales y aceras; además de otras construcciones civiles de hierro como puentes, túneles o pasos. Por otra parte, está el impacto negativo que se ocasiona al medio ambiente, provocando daños ecológicos al agua del subsuelo, los ríos, plantas y árboles».

Los servicios municipales almacenan 50 toneladas de sal listas para ser usadas contra las heladas y nevadas que pudieran surgir en los próximos meses. En caso necesario, 200 operarios intervendrán esparciendo sal y retirando la nieve. Además, el Ayuntamiento cuenta con máquinas expendedoras de sal remolcadas por vehículos con cadenas, equipo quitanieves; así como, cuchillas, camiones, palas cargadoras y otros vehículos.

En este Plan contra nevadas se contemplan calles prioritarias a la hora de intervenir. Se consideran prioritarias aquellas que permiten la salida o entrada a núcleos de población o, en general, aquellas que por su importancia o situación permiten conseguir una mayor fluidez de tráfico. También se incluyen aquellas calles propensas a la formación de placas de hielo y puntos de actuación preferente entre los que se encuentran centros de salud, hospital, comisarías, colegios, galerías comerciales, accesos a metro, tren, paradas de autobuses, etc.

Una vez puesto en marcha el dispositivo contra heladas y nevadas, las operaciones consistirán en retirar la nieve abriendo pasillos por los que puedan circular los peatones y en esparcir sal con medios mecánicos o manuales para fundir la nieve o placas de hielo.

En el caso en que esté prevista una fuerte precipitación de nieve, se realizarán salados preventivos en los viales principales, en las calles propensas a la formación de placas de hielo y en los lugares de actuación preferente.