Quantcast

Encuentran un gusano en el cerebro de un niño de 11 años

Un niño de 11 años acudió al hospital de Xinhua (China) con fuerte dolores de cabeza y convulsiones. En un primer momento, los médicos dudaron a la hora de realizar un diagnóstico y realizaron una radiografía en la que encontraron un sorprende parásito: en el cerebro del joven había un gusano de gran tamaño moviéndose y el cual eliminaron de inmediato.

Según el padre del joven, su hijo Liao le comentaba que el origen de este extraño gusano podía venir de los productos que compraba en la tienda de al lado de su casa. Al parecer, le encantaba los animales de ese sitio que luego cocinaba con sus primos en su casa. Una situación que al parecer fue clave ya que uno de ellos estaba en mal estado.

Los médicos explicaron, tras la complicada operación, que Liao sufría una infección parasitaria denominada sparganosis, que puede afectar a seres humanos que consumen una rana, serpiente o incluso mamíferos de tamaño similar que no han sido cocinados como se debía. Es extraño que este tipo de infección humana se contraiga cuando la persona consume cerdo.

En este caso, según apuntaron los médicos a los medios locales el parásito entra en el cuerpo a través del tracto digestivo llegando a infectar al ojo aunque en la gran mayoría de los casos se conduce al cerebro donde puede producir un daño irreversible que cause la muerte. Los profesionales del hospital de Shanghai se sorprendieron porque lo normal es que únicamente afecte a perros y gatos. ¡Para que luego digan que no hay excepciones!