Quantcast

El joven que fotografió al oso que después se lo comería vivo

Un estudiante universitario de Nueva Jersey, en los Estados Unidos fotografió al oso que instantes después se lo comería vivo. Ocurrió el pasado 16 de septiembre  en la reserva natural de Apshawa, (New Jersey-EE.UU), pero las fotografías han salido a la luz ahora. 

Darsh Patel, un estudiante de Rutgers que había ido con cuatro amigos para avistar aves en la reserva de Apshawa, en Nueva Jersey, murió atacado por un oso negro momentos después de sacarle una de las tantas fotos difundidas este miércoles por el sitio New York Post.

Patel y sus amigos habían encontrado al animal de 136 kilos merodeando a sólo 30 metros de ellos en la espesura del bosque ubicado en West Milford, pero su primer impulso no fue alejarse, sino sacarle fotos con sus móviles.

El animal se percató de la presencia de los jóvenes y comenzó a correr tras ellos hasta llegar a poco más de 4 metros de distancia, por lo que los chicos se separaron en diferentes direcciones. Luego se reagruparon cuando estaban a salvo, pero sin Patel.

La Policía local encontró los restos de Patel y hasta su celular cubierto de sangre dos horas más tarde del incidente. El oso aún se encontraba cerca del cadáver por lo que fue ejecutado.

Médicos veterinarios forenses realizaron una autopsia al cuerpo del oso encontraron sangre y carne de Patel en su estómago, así como también retazos de la ropa del joven de 22 años. Además, la policía dio con el celular del muchacho, que estaba tirado a pocos metros del lugar donde estaban sus restos.