Quantcast

Derriban una estatua de Jordi Pujol en Cataluña

La estatua de Jordi Pujol en Premià de Dalt (Maresme) ha aparecido este martes en el suelo. El monumento ha sido derribado debido a todos los escándalos que caen sobre el clan del expresidente y sus negocios ilícitos con fondos públicos.

Durante su comparecencia en el Parlament aseguró que no era un «corrupto», a pesar de que las autoridades investigan todo el dinero que él y sus hijos movían a cuentas en paraísos fiscales como Andorra.

La estatua del ex 'molt honorable' se ha intentado recolocar sin éxito. Finalmente, los técnicos del ayuntamiento han desistido y no han podido llevar a cabo la operación por motivos de seguridad. Jordi Pujol ha tenido que ser retirado.

A pesar de todos los escándalos que ciernen en la familia Pujol, el consistorio de Premià de Dalt aprobó por unanimidad mantener el monumento y los honores concedidos al expresidente. En los últimos meses, había sido objeto de pinturas y se había convertido en un lugar de protestas.

La estatua, que es de bronce, está situada en una plaza que también lleva el nombre del expresidente de la Generalitat, y se inauguró en 2011 en un acto público al que asistieron Jordi Pujol, familiares y amigos.

Y es que aunque Jordi Pujol admitiera haber tenido dinero en el extranjero durante más de 30 años, en este municipio catalán mantuvieron el título de hijo adoptivo de Premià de Dalt (1997), el nombre a la plaza Jordi Pujol (2006) y finalmente reconocido con la colocación de la estatua (2011). Jordi Pujol tenía una estrecha relación con Premià de Pla, gobernado por CiU.